Archive | almas RSS feed for this section

Almas que viajan de una a otra vida

10 Jul

Espíritus, almas que viajan de una a otra vida

almas entrantes

Somos espíritu, y el espíritu no tiene edad, ni tiempo, ni  espacios, no tiene forma, no tiene sexo, solo Es, y existe en el ahora, pero también existe en el ayer, en los múltiples pasados, en todas las experiencias vividas….

Lo difícil es comprender por qué si en una vida hemos atravesado por muchos sufrimientos y penurias, luego vengamos a otra a seguir penando, si supuestamente nuestras almas son sabias y deberían evitar tanto sufrimiento una y otra vez.

 Una explicación podría ser que vivimos miles de vidas, y llegamos una y otra vez, desde un lugar de luz realizando como un descenso, como un vuelo rasante, intentando encontrar un cuerpo que nos albergue y que nos permita experimentar a través de los sentidos que allá no tenemos, pues donde estamos fuera solo hay espacio, aire, luz, oscuridad, frío, calor, solo eso y todo junto pero nada en especial nos toca, nos hace sentir.

Muchas personas que hicieron regresiones o estudios de vidas pasadas, quedan sorprendidas por  las revelaciones que encuentran y de las cosas que toman conciencia, que tal vez antes no les resultaban tan claras

Después de algún tiempo, estos individuos fueron capaces de encontrar la paz interior y un maravilloso bienestar.

Si actualmente estás sufriendo de una condición de salud complicada desde hace algún tiempo, alguna fobia o temor inexplicable que te hayan acompañado durante años y no puedes encontrar una cura esto puede ser indicio (no digo que necesariamente lo sea) de algún aprendizaje que tenga que ver con una o varias vidas pasadas que están incidiendo en esta vida actual.

©Marianela Garcet

Del libro: Vidas Pasadas- Tiempo Presente, de Marianela Garcet

Encuentra este y todos los libros de Marianela Garcet en

Libros (librería Virtual)

AMAZON (librería Virtual)

El humano de Luz

22 Ago

El humano de Luz

47090_1560148451685_1474512492_31471091_4916478_n

Cómo es el humano de Luz

Hay tres tipos de evolución que pueden decodificar la actividad de la “Luz Viviente” durante la transición de la forma física (o tipos diferentes de ascensión y adquisición de frecuencias más elevadas del cuerpo, también denominado el cuerpo de luz):

1) La Evolución física por la vía de la encarnación en la más pura forma física (encarnación positiva); en otras palabras, evolucionar en un cuerpo de luz encarnado en un cuerpo de luz, dado que ya se obtuvo un cierto nivel de conciencia en una encarnación anterior que hace posible manejar las crecientes tasas vibratorias del cuerpo de luz: la conciencia equipara la tasa vibratoria.

2) El hombre físico que posee la rejilla de luz de un alma evolucionada que puede ser codificada desde la “Vida de lo Vivo” a una encarnación física-espiritual más avanzada en el cielo inferior; tal ser es un “croquis de luz” a imagen y semejanza de su Dios Creador determinado (en otras palabras, un ser de alto calibre en la jerarquía espiritual crea otro ser, un doble si se lo quiere llamar así, y lo coloca dentro de un cuerpo y/o un cuerpo de luz)

3) El humano espiritual-físico que posee una unidad completa con la Shekinah espiritual que es capaz de resucitar directamente en el “Cuerpo de Luz” del arquetipo del Adan Kadmon. Tiene la virtud de completar su misión espiritual y la prerrogativa de participar en los cielos superiores que trabajan directamente a Imagen y Semejanza del Padre.

Los que hayan irradiado su amor hacia la Luz de lo Vivo, hacia el universo mayor, continuarán expresando el poder de la ‘Imagen de los Iluminados’, porque han aprendido a compartir las pulsaciones del Amor en la continuidad y en el cambio. Los que nieguen la Luz volverán al inicio de su conciencia en forma de carne (o en formas aún inferiores de metamateria) porque la carne no puede transformarse en la Luz de lo Vivo.

En otras palabras, al final de un programa evolutivo, si el código genético de un alma individual no es merecedor de funcionar en el siguiente peldaño de la regeneración “a la Luz” de la especie, esa alma es situada una o varias funciones atrás en la escala biológica, donde tendrá que aprender a través de su karma negativo a armonizarse con la Luz y el Amor.

En esencia, existen en la “muerte consciente” hasta que se dan cuenta de que el poder del Amor abre el sendero visual de la ascensión a niveles indescriptibles de esencia de Luz. Cada acción en la vida es parte de la energía centrífuga de la materia que construye las unidades de energía consciente para que sean lo suficientemente fuertes como para resucitar el polvo de la vida en factores de luz de la nueva onda.

La negación de esta energía centrífuga supone la falta de luz espiritual codificada, y la luz del ser irrealizado sencillamente se disipa en partículas de carga lumínica que degeneran y vuelven a ser combinaciones básicas de energía que será usada para nuevos comienzos evolutivos.

Este es el programa de reciclaje cósmico. La “luz de la conciencia” no utilizada se le da frecuentemente a personas deterioradas o a niños huérfanos de algún otro marco temporal de vida, quienes la usarán sabiamente.

Diseñando en la luz de la conciencia, creas tu propio Cuerpo Gematriano de luz para conectarte con la función de onda de la Luz Zohar que permite a tu cubierta exterior sobrevivir en este ciclo de vida y muerte de creación física.

Almas Gemelas

22 Ago

Almas Gemelas. “La Convicción en tu Corazón de que tu Alma Gemela existe”

 

 Almas Gemelas. ¿Como Contactar con tu Alma Gemela?

 

 Compartido por Susana Peralta

 

ALMAS GEMELAS

“La Convicción en tu Corazón de que tu Alma Gemela existe”

ACLARACION SOBRE EL TERMINO “ALMAS GEMELAS”

 

AMOR

 

 El tema de las almas gemelas ha suscitado siempre un especial interés.

 Es un tema generalmente envuelto por una aureola romántico folclórica que poco tiene que ver con la realidad.

 

 La realidad es que almas gemelas es lo que define a la humanidad: todos somos almas gemelas de todos, todos estamos aquí formando una unidad de evolución. Somos el género humano: generamos, creamos, nos relacionamos. El avance de uno de nosotros involucra el avance de todos sus demás congéneres.

 Sin embargo, la ley de afinidad es una de las más poderosas que operan en nuestra trayectoria evolutiva, tanto de misión como de aprendizaje.

 

 En ese sentido, encarnamos en la tercera dimensión dentro de una familia energética que incluye el entorno familiar, social, laboral y sentimental.

 Somos y pertenecemos a una especie de “tribu” energética formada por muchas, muchas almas, encarnadas en cuerpos y unidas por un sistema de red lumínica que nos enlaza todos.

 

 Esta tribu energética amalgama a todas las personas con la que nos vayamos encontrando a lo largo de cada existencia, de cada vida: serán todas las personas con las que vayamos a mantener una relación, ya sea esta relación corta, larga, positiva, intensa, superficial, dolorosa, momentánea o duradera, familiar, sentimental, de compromiso.. . ni una sola de nuestras relaciones es casual sino causal. Ni siquiera lo aparentemente sin importancia deja de ser importante.

 

 Un solo cruce de miradas con un desconocido que jamás volveremos a ver puede ser importante, de vital importancia, ya que no solo nos comunicamos e intercambiamos experiencias con el trato, las palabras o los gestos, existe otros tipos de intercambios y ayudas: los energéticos.

 

 Permanentemente vivimos dentro de un campo energético llamado aura. Este campo energético está compuesto por miles y miles de filamentos o canales que están permanentemente activos. En estos canales se encuentra multitud de información y gran cantidad de posibilidades de información, intercambio, conexiones, posibilidades, limitaciones, atributos, dones, capacidades, etc.

 

 A nivel frecuencia, una simple mirada con un desconocido que pase por nuestro lado puede tener una trascendental importancia para nuestro proceso evolutivo. Este proceso no es intelectual, es más, apenas podemos comprenderlo con la mente, ni siquiera llegar a atisbar la importancia del posible intercambio de información recibido.

 

 Se puede decir que cada persona con la que nos relacionamos es un enlace más de posibilidad para la propia evolución, ya que se dan intercambios energéticos que van abriendo puntuales oportunidades de aprendizaje, de enseñanza, de ayudas, de facilidades.

 

Cuanto más íntima sea la relación, cuanto más frecuente sea la unión y más circunstancias y vivencias se compartan, más conexión se intercambia, más afinidad o rechazo se establece.

 

Este es el motivo por el cual algunas de nuestras relaciones permanecen para siempre y otras solo son transitorias: a nivel energético, el intercambio que se tenía que dar cumple su cometido y los enlaces se debilitan, no siendo ya necesario que siga existiendo la conexión en el plano físico; a nivel sutil, energético, de sistema de red lumínica, esta conexión seguirá estando.

 

 Es como, por ejemplo, un complicadísimo, delicado y precioso sistema de luz eléctrica: la instalación de grandes dimensiones para abastecer una Amplísima zona puede contar con cientos de cables, montones de interruptores e infinidad de terminales. Sin embargo, aunque dichas conexiones siempre están relacionadas entere sí, no todas lo hacen a la vez ni cumplen el mismo cometido.

consulta por el estudio de vidas pasadas sin regresión

 

Nos conocemos de otras vidas?

24 Abr

Nos conocemos de otras vidas?

ALMAS GEMELAS

 

 

Se establecieron una serie de preguntas para ver como respondían los sujetos a la posibilidad de que las personas que aparecían en su vida de ahora les resultaran conocidas de vidas pasadas.

Nada menos que el 87 % dijeron haber conocido a padres, amantes, parientes y amigos de vidas anteriores. Del 13 % que no dio respuesta, la gran mayoría eran sujetos que se resistieron a todo el proceso de la experiencia del nacimiento.

Entre el 87 % que contestó que ‘Sí’ a la pregunta, hubo una sorprendente variedad en las relaciones aludidas. Padres y madres de esta vida habían sido amantes en el pasado, madres, padres, hermanos, hermanas, amigos e hijos. No hubo en absoluto consistencia en la forma en que la gente de esta vida vida se había relacionado en otras.

La hipótesis freudiana de las hijas que desearían que sus padres fueran sus amantes no resultó evidente en los datos recogidos, ni tampoco los hijos veían a sus madres como amantes en otras vidas con mayor frecuencia que como cualquier otra clase de pariente.

Curiosamente, fue menos del 3 % el que habló de las mismas relaciones con sus esposos o amantes en vidas anteriores.

Resulta interesante destacar que las relaciones no se limitan a vidas anteriores, sino que pueden ser del estado entrevidas. Aquello le sorprendió a los sujetos al igual que a Wambach. La conclusión que ella sacó es la siguiente: ‘Todos contaron la misma historia. Volvemos con las mismas almas, pero en distintas circunstancias.

Vivimos nuevamente no sólo con aquellos a los que amamos, sino también con aquellos a los que odiamos o tememos.

Sólo cuando únicamente sentimos compasión y afecto nos libramos de vivir una y otra vez con los mismos espíritus, que también se ven obligados a vivir con nosotros…’

Publicado en Portal de la Nueva Era

 

Solicita información sobre el estudio de Vidas Pasadas sin Regresión© que realizo hace tantos años y sobre el cual podrás ver ejemplos en varias de mis páginas.

Puedes adquirir el libro Vidas Pasadas-Tiempo Presente en las principales librerías virtuales del mundo e inclusive descargarte de las mismas una demo antes de decidir tu compra para leer y ver si el libro es de tu interés. Tienes diferentes opciones de formatos, tanto impreso como formato digital (para Kindle) y por lo tanto, opciones de precios también.

Vidas Pasadas en Amazon

Vidas Pasadas en Lulu

Almas en tránsito

23 Abr

Almas en tránsito

Transición del alma -denominada “muerte”- y pérdida de seres queridos en los tiempos por venir

luztunel-1.jpg

Aurelia Jones y Adama

 Porque pronto habrá tantos cambios en este planeta, y muchas almas han tomado la opción consciente, a nivel del alma, de dejar su encarnación física en este tiempo, sé que muchos de ustedes estarán encarando la transición física de uno o más de vuestros seres amados. Ellos son los que han tomado, en este determinado tiempo de su evolución, una opción distinta a la suya para la trayectoria de su alma, y es mi deseo animarles para que empiecen a ver la transición del alma que ustedes llaman “muerte” desde una perspectiva diferente.

Todos ustedes saben que no hay tal cosa como la llamada “muerte”. Por supuesto hay una transición del alma de una experiencia humana en un cuerpo físico a otro estado, percibida como muerte, pero en última instancia, esto es para el alma simplemente una transición.

Para dicho ser es casi siempre un tiempo de gran alegría, ofrecimiento, libertad y reunión con otros aspectos de uno mismo. Es un tiempo de liberación, reflexión y nuevos inicios, y nunca un acontecimiento catastrófico.

Una vez que usted entienda completamente esto, no se permitirá un período de aflicción, pues esto es la manera en que honramos la energía de los que se han ido, pero nunca jamás se sentirá otra vez triste por alguien que se ha ido.

Usted estará cómodo con la decisión tomada por su ser amado, y aprobará plenamente la opción que él ha tomado de alejarse. Usted le agradecerá por el tiempo de vida que compartieron juntos en su encarnación, y verdaderamente le bendice, a su manera, hacia una nueva experiencia, conociendo muy bien, en su corazón, que la separación es solamente una ilusión en la mente de la tercera dimensión.

Usted sabrá, sin duda, que puede verles y estar con ellos otra vez en cualquier momento en los planos internos, y que las conexiones con los seres que ustedes aman nunca podrán ser rotas a lo largo de la eternidad.

Los que se aman muy profundamente en una experiencia encarnada son generalmente aquellos que se han conocido, amado y encarnado en las experiencias de vida del otro por infinidad de tiempo. Usted ha experimentado la pérdida física del otro repetidas veces, y se han encontrado y vivido como amigos o familia repetidamente.

A veces, la transición o muerte ocurre aparentemente por un accidente o debido a un crimen, una guerra o un acontecimiento natural que usted llama una tragedia.

Todas las transiciones, no importa qué forma tomen, son planeadas por el alma en otra dimensión. Estas decisiones se toman por varias razones, según la trayectoria del alma o el equilibrio de la responsabilidad kármica que ha decidido el que ha elegido irse al otro lado del velo. A nivel del alma, para aquel que ha decidido dejar, esto es generalmente un tiempo de gran emoción y él o ella casi no pueden esperar por una nueva experiencia y aventura del gran viaje llamado “vida.”

Aquí está la historia de una mujer bien conocida por nosotros que perdió a su único hijo en un accidente automovilístico. Ella estuvo totalmente devastada por esa pérdida, y no podía regresar a un estado normal de equilibrio emocional.

Finalmente, ella me pidió canalizar a Adama de Telos para entender y descubrir por qué tal tragedia había sucedido en su vida. Ella veía ese acontecimiento como una gran injusticia, y deseaba perseguir a quién ella sentía responsable de la muerte de su único hijo.

Aquí repito lo que Adama le contestó a través de mí.

También deseo compartir que esta respuesta le dio una gran revelación y una cura para su corazón. Leyendo el mensaje de Adama, ella pudo dejar el dolor y la pena de manera rápida. Ella pudo mirar la vida otra vez con alegría y renovada esperanza, sabiendo que su hijo está bien y vivo en el otro lado del velo, amándola más que nunca, y haciendo exactamente lo que su alma quería hacer después.

Siento que es importante que ustedes entiendan más profundamente este proceso de transición que llaman “muerte.” Sabemos que muchos de ustedes, antes o después, se encontrarán en una situación similar en su vida o en la vida de alguien de su alrededor.

Para aquellos que abrazan completamente esta comprensión en su corazón y alma, ustedes podrán consolarse con una verdadera maestría cuando se enfrenten con una situación similar en su vida. Usted también podrá confortar a otros de su alrededor que todavía no han abrazado el privilegio de una comprensión tan clara de la transición física.

Ahora los dejo con la historia.

Aurelia Louise Jones

Adama contestó desde Telos

Querida Hermana Lemuriana,

Soy vuestro hermano y amigo Adama. Es un placer para mí comunicarme contigo este día, de corazón a corazón. Así como te abro mi corazón, pido también que tú me abras tu corazón a mí también, y a la verdad de tu ser.

Siento tu profundo dolor y sufrimiento por la pérdida de tu querido hijo.

Es una reacción normal que el corazón de una madre se aflija por la pérdida de su niño.

Por favor, querida hermana, es importante que te permitas sentir el dolor y la pena, pues no es sano, ni física ni espiritualmente negar o reprimir el sufrimiento.

Cuando estés lista, después de un tiempo, será aún más importante que dejes ese dolor y te muevas en alegría. La vida debe ir adelante para todos, pues ésta nunca termina.

Tú tienes un hermoso corazón abierto, hermana querida, y el dolor por la pérdida de tu querido hijo es un catalizador que está asistiendo a tu corazón en alcanzar una mayor apertura.

Tú sabes, querida, que no hay tal cosa como la muerte. Es una ilusión de la percepción en la tercera dimensión.

Si tú pudieras percibir más allá del velo, sabrías que tu hijo está vivo, bien y más conocedor que nunca antes.

Tu hijo ahora tiene la capacidad de entender sus defectos hacia ti, cuando estuvo en la expresión física, y se le ha concedido el permiso de estar más cercano a ti y a tu corazón de lo que nunca lo estuvo mientras vivió en la Tierra.

Él está completamente enterado del profundo y verdadero amor que tú sientes por él, y su propio corazón está mucho más abierto. Él también entendió que no devolvió tu amor de la manera que debía haberlo hecho, de la manera que tu esperabas, y esto le está motivando fuertemente, de este lado del velo, para verificar las lecciones aprendidas para cuando regrese en su encarnación siguiente.

Tú has tenido miles de encarnaciones en este planeta en el curso de tu evolución, y has tenido miles de niños. Tú has encarnado con muchos de ellos una y otra vez, y de verdad, nunca has estado separada mucho de aquellos con los que tenías conexiones de corazon.

Tu hijo ha sido parte de tu vida muchas veces antes, y él estará otra vez, especialmente cuando los velos entre las dimensiones se vayan diluyendo.

En los años por venir los velos desaparecerán completamente, y estarás de nuevo frente a tus seres amados cara a cara.

En un futuro no demasiado distante, al comprometerte con tu ascensión, podrás experimentar la gran alegría de encontrarte un día, cara a cara, con todos aquellos que han salido del mundo físico. Tú estarás de nuevo con ellos en forma clara sin tener que dejar tu cuerpo físico. ¡Puedes imaginar el espectáculo y éxtasis que esta gran reunión creará! Es parte del plan, amiga mia. Deja que la vela del amor y de la esperanza siga ardiendo.

Siente la presencia de tu hijo alrededor tuyo, y siente el amor que él ahora te está devolviendo.

Desde su transición, él ha ganado mucha más comprensión de la que tenía mientras estaba en su cuerpo físico. Tu hijo solicitó al consejo Kármico de Luz un permiso para estar a tu lado muy a menudo, y también que le fuera permitido ser tu guía para darte asistencia hacia tu próximo paso evolutivo.

Yo, Adama, te pido que dejes ir el sentido de tragedia.

Por lo que concierne a tu hijo, el “accidente” que tuvo pudo parecer por azar, pero es sólo en apariencia. El hombre con quien tuvo el “accidente” fue sólo un instrumento de un acuerdo kármico. Entiende que a menos que hubiera una decisión a nivel del alma de parte de tu hijo en los planos internos para terminar su encarnación y moverse al nivel siguiente, el “accidente” no habría ocurrido. En última instancia, no hubo “accidente”, sino el trabajo efectivo de una decisión del alma para un dar un paso evolutivo.

 

A nivel del alma, no era hora para tu hijo de ir adelante en el proceso de ascensión, como tú misma has escogido. Había muchas cosas que necesitaban ser resueltas desde una perspectiva distinta.

 

Al saber que habría sido extremadamente difícil para él trabajar con estas cosas desde la experiencia encarnada, prefirió irse.

 

Habiendo elegido dejar su cuerpo en ese tiempo, tu hijo ahora está teniendo la tremenda oportunidad de prepararse, con una sabiduría y comprensión mucho mayores, para sus metas y destino para su próxima encarnación.

 

Él volverá otra vez, en algunos años, como un maravilloso niño del “Nuevo Mundo” para dar gracia al planeta y asistir a otros. En su encarnación siguiente, el estará mucho mejor equipado emocionalmente para realizar sus sueños. Él podrá lograr las metas de la agenda de su alma con una facilidad mucho mayor de con la que habría podido hacerlo en este tiempo.

Entiende que habiendo escogido la opción de irse ahora, él podrá ascender en la próxima vida sin todos los dolores, dificultades y penas que habría encontrado si hubiera permanecido.

Y debido al gran amor que tú le has ofrecido, sosteniéndolo, le has ayudado enormemente en la recepción de esta dispensación especial para su próxima encarnación. Él está muy agradecido por el amor que le has ofrecido tan incondicionalmente mientras él estuvo en forma física.

Entiende que tu hijo está honrándote por ese amor incesantemente. Él te está asistiendo en la preparación del camino para tu regreso a casa, tu ascensión.

Porque tú amas a tu hijo tan profundamente, sin contenerte, entonces permite ahora que él dé su paso siguiente, respetando su decisión.

Desde nuestra perspectiva y la perspectiva de la agenda del alma, dejar la encarnación fue para él una decisión oportuna, correcta y positiva.

Tu hijo te ama mucho y desea de verdad verte feliz y con alegría. Tu hijo no desea que niegues tu pena sino que aceptes su partida como la mejor cosa que habría podido sucederle en ese tiempo.

 

Él está diciéndote en este momento:

“Mamá, yo sigo estando vivo y me siento mucho mejor. La vida es maravillosa aquí, y me estoy preparando para nuestra próxima reunión, que será física y tangible. No pasará mucho tiempo hasta que volvamos a vernos de nuevo cara a cara, y sabrás que nunca me he ido. Durante mi aparente ausencia de la vida física, toma este tiempo para amarte a ti misma, mucho mas que antes, y para transformarte en todo el amor que tú eres, y luego sigue avanzando hacia tu alegría y vitalidad. Ésta es tu próxima tarea.”

Tu hijo desea que contemples más que nunca tus sistemas de creencias alrededor de la experiencia de vida llamada “muerte.”

Este acontecimiento es también una oportunidad para crear, dentro de uno mismo, un nuevo salto en la conciencia como resultado de la transición al mundo siguiente.

Pregúntate: ¿existe algo llamado “muerte” o es simplemente una transición de una experiencia física a una mayor realidad? ¿Realmente “poseo” a mi hijo, o él pertenece a Dios (a lo que Es), como el resto de las almas en evolución aquí y en todas partes?

¿Era mi papel como madre ante todo apoyar y ayudar a su alma en una experiencia de encarnación en la Tierra por un tiempo, y por ello, hemos creado enlaces de amor que vivirán por toda la eternidad?

¿Mi hijo realmente “ha muerto” o está vivo y más vibrante que nunca en otro plano de consciencia? ¿Es nuestra separación permanente o una mera ilusión temporal? ¿Puedo yo elegir vivir en el amor y en el abrazo de mi Divina Presencia y realmente gozar de mi vida otra vez sin mi hijo físicamente presente en la Tierra, o elegiré experimentar dolor haciendo mayor mi pena en lugar de desapegarme y dejarlo ir?

Queridísima hermana, yo conozco tu corazón y extiendo mi amor a él profundamente. Acepta el regalo de Paz de Adama y avanza hacia tu alegría.

Piensa en la muerte del cuerpo de tu hijo como la oruga que nació a una nueva vida y se convirtió en una feliz mariposa. Conviértete tú también en una mariposa, y pronto, los dos estareis jugando, divirtiéndoos y riéndoos juntos… en el jardín de Dios.

 

Soy Adama de Telos, el padre de todos.

 

Solicita información sobre el estudio de Vidas Pasadas sin Regresión© que realizo hace tantos años y sobre el cual podrás ver ejemplos en varias de mis páginas.

Puedes adquirir el libro Vidas Pasadas-Tiempo Presente en las principales librerías virtuales del mundo e inclusive descargarte de las mismas una demo antes de decidir tu compra para leer y ver si el libro es de tu interés. Tienes diferentes opciones de formatos, tanto impreso como formato digital (para Kindle) y por lo tanto, opciones de precios también.

Vidas Pasadas en Amazon       

Vidas Pasadas en Lulu

 

 

 

A %d blogueros les gusta esto: